Apoyo a preescolares

En esta época de confinamiento, los padres de familia y/o cuidadores han tenido que encontrar y generar estrategias para cuidar, criar, educar, orientar y acompañar a los pequeños.   

Te proponemos las siguientes estrategias que serán de gran ayuda para apoyar a los más pequeños de la casa en su día a día para lograr ser más independientes, autónomos y madurar de acuerdo a su edad cronológica.

1.- Permite a tu hijo satisfacer sus propias necesidades mostrándole con detalle cómo vestirse, lavarse los dientes, peinarse, bañarse y poner la mesa. Lo anterior tendrá un impacto directo positivo en el desarrollo de su voluntad (pasión y compasión), en su autoestima y en su confianza y seguridad. Una vez aprendido, le quitarán trabajo a los papás aligerandola carga. 

2.- Es importante que algunos de los cuartos de la casa como la cocina, baño, habitación y cuarto de juegos estén habilitados para fomentar independencia en los niños.:

a. En la habitación: guarda poca ropa en un armario o gabinete con puertas que se abran fácilmente y que estén a la altura del niño.  Trata de comprar ropa que sea fácil para tu hijo ponérsela solo como pantalones con resorte, blusas o playeras sin botones y zapatos de velcro (los cierres, botones y agujetas son para edades más avanzadas ya que requieren de mayor habilidad). Cuelga uno o varios ganchos a la altura del niño para que éste pueda colgar sus chamarras y/o abrigos. 

  • Coloca un espejo de cuerpo completo donde el niño pueda ver cómo se está vistiendo y cómo se ve ya vestido. Ponle una canasta para la ropa sucia. Muéstrale a tu hijo cómo ponerse cada prenda. 

b. En la cocina: ten un cajón bajo en el que puedas guardar todos los trastes y utensilios para tu hijo, platos, vasos, una jarra, un mantelito (al principio de los que marcan en dónde se pone cada plato y cubierto).   Coloca un banco cerca del lavabo lo suficientemente alto para que él pueda alcanzar el agua. Para enseñarle qué lado es agua  caliente se pueden marcar con listones o pintura rojo y azul.

c. En el área de juegos: primero que nada pon atención en la cantidad de juguetes que hay en este espacio. Organiza de una forma que pueda ver todos los que hay y que tu hijo los pueda alcanzar. Trata de no usar cajas con todos los juguetes revueltos ya que en esta edad el orden externo le da orden interno al niño. Un librero pequeño es un buen lugar para poner los juguetes en canastas o charolas pequeñas. Durante esta edad, tu hijo se acostumbrará rápidamente a los juguetes,  es importante cambiarlos habitualmente para mantenerlo con interés y enganchado. Trata de usar los intereses más recientes de tu hijo para trabajar acerca de los diferentes objetos y del mundo que lo rodea.

d. En el baño: coloca un banco cerca de los lavabos con sus respectivos listones rojo y azul para que tu hijo sepa diferenciar la temperatura del agua. Ten un excusado pequeño para bebés/niños a un lado o frente al grande. Cuando su seguridad incremente, podrá pasarse al de adultos. Coloca ganchos para las toallas a la altura de tu hijo. Una buena forma de empezar con la costumbre de lavarse los dientes es colocar el cepillo y la pasta a su alcance y vista para que no se le olvide que es un hábito diario.

Montessori, María. What you should know about your child. Clio Press, Oxford, 1989.
Montessori, María. Creative Development in the Child. Vol 1, Kalakshetra Press.  India, 1994.
Montessori, María. La Mente Absorbente del Niño. Editorial Diana. México, 1986.

Analú Martínez Barragán
Psicopedagoga